Movimiento Mundial por los Bosques Tropicales

Islas Salomón: la alternativa a las operaciones a gran escala

Un nuevo informe sobre los impactos sociales del desarrollo sobre las comunidades de las Islas Salomón ha puesto en evidencia que las empresas con base en las aldeas fortalecen la vida familiar y del poblado. El informe “Caught Between Two Worlds” (Atrapados entre dos mundos), concluyó que por el contrario, las empresas a gran escala como las madereras y plantadoras a menudo generan tensiones, más trabajo para las mujeres, y perjuicios para la forma de vida de las aldeas.

El Director del Fondo para el Desarrollo de las Islas Salomón (SIDT por su sigla en inglés), Abraham Baeanisia, expresó que los hallazgos de este informe son importantes en la medida en que las Islas Salomón buscan reconstruir su economía. Baeanisia declaró: “Queda claro que la calidad de vida de las aldeas mejora con las pequeñas empresas y se deteriora con las actividades comerciales a gran escala. Las empresas de las aldeas generan muchos puestos de trabajo y actividad económica y también representan una fuente de ingresos para el gobierno. El estudio refuerza la necesidad de apoyar el desarrollo en base a empresas en las aldeas para reconstruir nuestro país”.

El informe es un proyecto conjunto del SIDT, Greenpeace y la investigadora y autora Pam Oliver, especialista en impactos sociales. Está basado en entrevistas realizadas a pobladores de Marovo en 1999.

“Atrapados entre dos mundos” ofrece soluciones a los perjuicios que el madereo industrial le ocasionara a familias y comunidades, como por ejemplo, la adopción de modelos de pequeña y mediana empresa. Recomienda poner fin a la financiación y promoción de las plantaciones a gran escala y a los proyectos de madereo industrial, establecer un programa de compensaciones a la comunidad y restauración para las aldeas que se vieron muy afectadas por los emprendimientos de madereo o plantaciones, y que las agencias de financiamiento brinden asistencia a los gobiernos que se aparten de la dependencia del madereo industrial.

De acuerdo a estadísticas gubernamentales recientes, el ritmo de la actividad de madereo apenas se ha reducido si se lo compara a la situación previa a la crisis de las Islas Salomón. Las actividades económicas a pequeña escala, como el turismo ecológico y la producción de madera ecológica han sufrido mucho debido a la retracción de los turistas debido al colapso de la infraestructura interna.

El especialista en bosques de Greenpeace, Grant Rosoman afirmó: “Si bien el madereo industrial puede proporcionar dinero rápidamente en el corto plazo, el estudio de Marovo demuestra que los costos sociales pueden ser muy altos y la generación real de riquezas y los beneficios a largo plazo muy pequeños. Instamos a las agencias de financiamiento a considerar paquetes de financiamiento condicionados que ayuden a los gobiernos de la Melanesia a apartarse de su dependencia del madereo industrial no sustentable”.

“Atrapados entre dos mundos” complementa al informe “Islands Adrift” (Islas a la deriva), un estudio económico que halló que las opciones de emprendimientos de pequeña escala (como la pesca en los arrecifes, la recolección de cohombros de mar o beche-de-mer y la madera ecológica) resultaban tres veces más redituables a los propietarios de tierras que las actividades industriales. El informe completo se encuentra disponible en: http://www.greenpeace.org.au/forests/reports/report5.pdf

Artículo basado en información obtenida de: Art Pacnews, “Small scale enterprise the way to go as Solomon Islands rebuilds”, 26 de junio de 2001. Enviado por Grant Rosoman;